Compartir este artículo

Escuche este artículo

Escuche este artículo

Hay temor en el Quindío por presencia cercana de disidencias de las Farc. La preocupación surgió a raíz del secuestro y posterior asesinato del subteniente del ejército Cristian Sebastián Calderón Jaimes en zona rural del vecino municipio de Sevilla en el Valle del Cauca.

El subteniente de 23 años habría sido secuestrado el pasado sábado 4 de septiembre cuando realizaba una actividad de inspección vial en el sector de San Antonio, junto a funcionarios de la alcaldía y otros uniformados de la localidad.

Soldado quindiano fue asesinado en combates con disidencias de las Farc  

La mañana de este lunes 6 de septiembre la institución castrense confirmó que el oficial había sido asesinado por la disidencia de las Farc ‘Compañía Adán Izquierdo’.

«El Comando de la Tercera Brigada, adscrita a la Tercera División del Ejército Nacional, (…) lamenta informar a la opinión pública que se recibió una información sobre la presencia de un cuerpo sin vida en el sector de San Antonio y, de acuerdo al informe emitido por Medicina Legal en las últimas horas, el cuerpo hallado corresponde a nuestro oficial», anunciaron a través de un comunicado.

 

En 2020 Uribe alertó sobre disidencias en el Quindío pero autoridades lo desmintieron

El año pasado el expresidente Álvaro Uribe denunció en sus redes sociales que el grupo disidente de las Farc, ‘compañía Adán Izquierdo’ tenía presencia en los municipios cordilleranos del Quindío donde estarían asesinando policías, extorsionando, secuestrando y obligando a abandonar cultivos de aguacate y cítricos de la zona.

Sin embargo, el trino de Álvaro Uribe que correspondía a una denuncia ciudadana fue desestimado por las autoridades quindiana como el secretario departamental de Interior en su momento, Eduardo Orozco Jaramillo quien manifestó que no entendía la afirmación del exsenador.

En ese sentido la Policía del Quindío a través de su antiguo comandante José Luis Ramírez Hinestroza y la Octava Brigada del Ejército mediante el comandante Leonel Hernández Rodríguez, afirmaron que durante su recorrido por las zonas no detectaron presencias de Grupos Armados Organizados Residuales -Gaor- en el Quindío, pero sí advirtieron su presencia en los vecinos municipios del Valle del Cauca.

La situación sin duda genera preocupación entre los quindianos quienes no han sido ajenos a presencia guerrillera en su territorio, sobre todo en las poblaciones cordilleranas donde en el pasado asechó la subversión con los frentes 50 y 21 y por eso hoy la alerta es para que las autoridades no permitan su regreso.

 

Disidencias enviaban comisiones a tantear terreno en el Quindío

A principios de este año, el comandante de la Octava Brigada, coronel José Antonio Correa Méndez informó sobre algunas labores de inteligencia del ejército que logró detectar que las Disidencias de las Farc enviaban a 2 o 3 hombres para tantear el terreno en veredas y caseríos de los municipios de Génova y Pijao así como en Quimbaya donde habría presencia por su cercanía a la localidad de Alcalá en el cual operaría el bloque Occidental, comandado por alias Jhónier.

De acuerdo con lo manifestado por el coronel estas pequeñas comisiones de delincuentes evaluaban la zona para empezar a operar sin ser descubiertos y extender su accionar en el territorio quindiano. Sin embargo en ese entonces el oficial aclaró que los disidentes solo estaban en la primer etapa de observación.

A ‘Santrich’ lo traicionaron sus amigos para cobrar recompensa

En ese sentido explicó que en el Eje Cafetero no existía presencia de estos grupos armados, pero sí había amenazas porque estas estructuras se mueven en los departamentos vecinos, como en el caso del Quindío que linda con el Valle del Cauca donde está la ‘Compañía Adán Izquierdo’ y Tolima donde opera la ‘Ismael Ruíz’.

Situación similar viven Caldas y Risaralda que limitan con los departamentos de Antioquia y Chocó, respectivamente, donde sí hay presencia de los Gaor.

Ante esas amenazas latentes el coronel indicó que seguirían con sus labores de inteligencia y patrullaje por parte del batallón de alta montaña número 5 General Urbano Castellanos Castillo, ubicado en Génova.

 

En Salento delincuentes del común se hacían pasar por disidencias

El comandante de la Octava Brigada además fue enfático en aclarar que la situación de Salento era muy diferente a la de los municipios de Génova, Pijao y Quimbaya, pues lo que hay en ‘El Municipio Padre’ son grupos delincuenciales del común que se hacen pasar por estructuras residuales de las Farc para extorsionar.

close

AFÍLIATE GRATIS AL CLUB 180 GRADOS DIGITAL

soundicon

Importante, Debes instalar Telegram en tu celular para pertenecer al Club 180 Grados. Si aun no lo tienes descárgalo aquí y luego regresa a 180grados.digital para continuar tu suscripción al Club.

*Disfrutarás de descuentos exclusivos en comercios aliados
*Participarás en fabulosos sorteos
*Recibirás nuestras noticias en tu correo electrónico
*Recibirás promociones, noticias y mucho más a través de Telegram

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.


Compartir este artículo

AFÍLIATE GRATIS AL CLUB 180 GRADOS DIGITAL

Importante, Debes instalar Telegram en tu celular para pertenecer al Club 180 Grados. Si aun no lo tienes descárgalo aquí y luego regresa a 180grados.digital para continuar tu suscripción al Club.

*Disfrutarás de descuentos exclusivos en comercios aliados
*Participarás en fabulosos sorteos
*Recibirás nuestras noticias en tu correo electrónico
*Recibirás promociones, noticias y mucho más a través de Telegram

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Recibe notificaciones de nuestras noticias

Únete a nuestro canal de Telegram:

Haz parte de nuestro Google Noticias: