Compartir este artículo

Escuche este artículo

Escuche este artículo

De acuerdo con el Contralor General del Departamento, Luis Fernando Márquez Alzate, el hospital La Misericordia de Calarcá debe bajar su nivel de atención a 1, actualmente está en 2 que es un rango mucho mayor para atender a pacientes graves.

Esto acarrearía que los quindianos ahora solo puedan contar con el hospital San Juan de Dios para la atención de pacientes graves, pues el hospital La Misericordia sería uno más del primer nivel, como son todos los demás que hay en el Quindío.

SuperSalud reveló total ineptitud del gerente del hospital La Misericordia. El desorden es total

Esta situación es consecuencia en gran parte de la pésima gestión de la gerencia anterior a cargo de Bernardo Gutiérrez Montoya, pues el centro hospitalario, el segundo más importante del Quindío, no cuenta con viabilidad financiera.

La entidad tiene un déficit fiscal de varios años atrás que tienen también como responsables a las EPS que le adeudan al centro médico más de 11 mil millones de pesos. Sin el cobro de esa cartera el hospital no está en capacidad de continuar prestando los servicios de segundo nivel, pues no tiene cómo sostener el funcionamiento.

Por esta razón el contralor sugirió el retorno al primer nivel, debido a que permanecer en el segundo nivel implica asumir los costos en especialistas que en la actualidad no tiene cómo pagar.

Lo anterior quiere decir que si La Misericordia baja su nivel, la atención que podría brindar a sus pacientes sería básica con médicos generales para la consulta externa y sin la posibilidad de realizar procedimientos quirúrgicos, o sea que si alguien llega por urgencias con una herida que amerite cirugía tendría que ser remitido hasta Armenia, con el riesgo que implica la demora del traslado.

El hospital dejaría de contar además con sus médicos especialistas como cirujanos, ginecólogos y anestesiólogos y eventualmente podría prestar el servicio de odontología. Sumado a eso podría presentarse la reducción en sus insumos de laboratorio para los exámenes de sangre.

 

La politiquería en el hospital La Misericordia 

La grave crisis del Hospital La Misericordia sería el resultado de la pésima administración durante los últimos años, no solo por la ineptitud que evidenció la Superintendencia de Salud del gerente Gutiérrez Montoya al que precisamente suspendió, sino también porque los politiqueros del departamento convirtieron el lugar en un fortín político y clientelista donde han sobrado intereses propios y ha faltado voluntad incluso desde la Gobernación del Quindío para garantizarle la salud a los 80 mil calarqueños y el resto de quindianos.

Extraña sobremanera que desde la Secretaría Departamental de Salud tampoco se haya salvado el hospital cuando es encabezada por Yenny Alexandra Trujillo, oriunda de la ‘Villa del Cacique’ y ex alcaldesa encargada de la localidad.

Vale la pena mencionar que el gerente Gutiérrez Montoya estuvo ahí por la recomendación de la exgerente de Telecafé y candidata a la Cámara de Representantes por el partido Liberal Sandra Bibiana Aristizábal Saleg, quien sería su jefa política, y su hermano, el diputado Armando Aristizábal Saleg.

Esta familia es de la casa política de la hoy condenada por el escándalo de la valorización, Luz Piedad Valencia, responsable en gran medida del atraso en desarrollo urbano y social que vive Armenia.

 

Hallazgos de Contraloría

El contralor también compartió 14 hallazgos de la vigencia 2018, 10 hallazgos fiscales en el año 2019 y 4 en el presente año.

Durante el 2018 se hallaron fallas en los procesos de contratación, uso de recursos con destinación específica en otras obligaciones, deficiente gestión y demora en el proceso de cobro y facturación en cuentas por pagar.

SuperSalud tomó posesión del Hospital La Misericordia de Calarcá

En el año 2019 la Contraloría Departamental halló inconsistencias en archivo de los expedientes de contratación, plan anual de adquisición, desorden en el proceso de contratación, sobre costos en compras, seguridad social de los contratistas, infraestructura y legalización de centros de salud administrados por el Hospital La Misericordia de Calarcá.

Para la presente vigencia se descubrieron pólizas de cumplimiento de adiciones para prórroga de contrato, manuales y políticas contables y operativas, análisis de pertinencia y coherencia de las acciones formuladas en el plan de mejoramiento, en procedimientos no documentados e incumplimiento de plan de mejoramiento de todos los procesos contractuales.

Con información de El Quindiano.


Compartir este artículo

AFÍLIATE GRATIS AL CLUB 180 GRADOS DIGITAL

Importante, Debes instalar Telegram en tu celular para pertenecer al Club 180 Grados. Si aun no lo tienes descárgalo aquí y luego regresa a 180grados.digital para continuar tu suscripción al Club.

*Disfrutarás de descuentos exclusivos en comercios aliados
*Participarás en fabulosos sorteos
*Recibirás nuestras noticias en tu correo electrónico
*Recibirás promociones, noticias y mucho más a través de Telegram

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Recibe notificaciones de nuestras noticias

Únete a nuestro canal de Telegram:

Haz parte de nuestro Google Noticias: